Cómo quitar el chupete

El tema del chupete suele ocasionar quebraderos de cabeza a la mayoría de las madres. Primero se preguntan si es conveniente o no darle el chupete al peque, luego tendrán que escuchar opiniones de todo tipo y consejos para todos los gustos de familiares y amigos que (con la mejor intención, eso sí) intentarán solucionarles la vida a su manera diciéndoles las ventajas y/o inconvenientes que tiene su uso. Y, por último, tendrán que pasar por esa fase tan temida, la de quitarlo.

De eso os vengo a hablar hoy, de quitar el chupete a vuestros peques.

Si estáis buscando soluciones mágicas o consejos sobre cómo hacerlo, este no es vuestro post, lo siento.

Yo os vengo a hablar de una idea que un día encontré sin buscar y que me pareció tan genial que tenía que compartirla. Se trata de El árbol de los chupetes de Sevilla.

Para saber en qué consiste os dejo con la descripción que de él hacen tanto en su Facebook como en su Blog:

“El árbol de los chupetes es un lugar en Sevilla donde los pequeños puedan decir adiós a su compañero de la infancia colgándolo de sus ramas. Pero también para los que no hayan usado chupete, un rito de paso para simbolizar lo ‘grandes que son’. 

El árbol de los Chupetes pretende ser también lazo de unión y punto de encuentro donde, bajo su sombra, se lleven a cabo actos lúdicos y solidarios. 

Muchas son las ideas que rondan por la cabeza de sus elfos, solo nos haces falta TÚ para llevarlas a cabo. Los que hayan tenido chupe y los que no, los que estén a favor o en contra de ellos, a los que les gusten de silicona o de latex, los que sientan tristeza o alegría al dejarlo, los que tengan hijos pequeños o mayores, … ETC ETC…TOD@S SOIS BIENVENID@S!”

¿Qué os parece? Para que os hagáis una idea esta es la pinta que tiene el árbol de los chupetes:

árbol de los chupetes

chupetes

colgando chupete

A mí me parece una idea genial. Coges al peque, pasas la tarde en el parque, que es precioso. Colgáis el chupete y, además, participáis en alguna de las actividades que preparan en torno al árbol. ¡Toda una aventura!

Imagino que existirán árboles de este tipo por más ciudades, por ejemplo, en Torremolinos sé de otro, pero me ha gustado mucho el planteamiento de las chicas de Sevilla.
La dirección exacta en la que podéis encontrar este Árbol de los Chupetes es:
Parque de los los Descubrimientos, también conocido como Parque del barco Pirata, en el paseo bajo la Avenida de Torneo, junto a la Biblioteca Felipe González, justo junto a la Torre Renfe.
Así que para todos aquellos que seáis del Sur o para todos los que queráis conocerlo, ya sabéis una nueva forma de dejar atrás el chupete de una manera un poco más divertida que el típico “se ha caido por el wc”.
Espero que os haya gustado ¡hasta el próximo post!
Anuncios

Planes Navideños. Rute

¡¡Hola a todos!!

¡Ya sí que nos hemos metido de lleno en la Navidad!

Todo está decorado, estamos teniendo un puente estupendo (por cierto, muchísimas felicidades a todas las Inmaculadas), hay luces, flores de pascua y belenes allá donde miremos y comenzamos a tener ganas de hacer planes y más planes para disfrutar de estos días sin perdernos nada.

Pues bien, eso es lo que os traigo hoy, un plan para pasar un día genial con peques, una visita a un pueblo muy chulo de la Subbética Cordobesa que no os dejará indiferentes: Rute.

En Rute se elaboran numerosos productos relacionados directamente con la Navidad. Chocolate, mantecados y anís son los más destacados y es por ello que cuentan con museos y visitas a fábricas donde podemos ver cómo se llevan a cabo y degustarlos.

Nosotros nos pusimos en marcha y decidimos visitar un par de museos durante este puente y no quería dejar pasar la oportunidad de enseñároslo porque si vivís relativamente cerca os recomiendo cien por cien que os paséis por allí para disfrutar de un día en familia conociendo cosas diferentes a las que estamos acostumbrados a ver.

De entre todos los museos con los que cuenta este pueblo nosotros elegimos dos para empezar a conocerlo, el Museo del Jamón y el Museo del Anís.

El Museo del Jamón cuenta con varias estancias decoradas con piezas de cerámica y forja que te hacen viajar en el tiempo y te transportan a esa época en que las vasijas, balanzas, palanganas, palas de pan y un sin fin de instrumentos más formaban parte de la vida diaria. También cuentan con un belén muy chulo que gusta muchísimo a los peques y que este año es de tipo Andujareño. Para finalizar la visita ofrecen degustaciones de morcilla, chorizo y salchichón.

Museo del Jamón

Museo del Jamón_

estrella

20131206_133007

comiendo...

El Museo del Anís es espectacular. Comienza por un paseo por la bodega en la que se elaboran el brandy y el ponche. En ella podemos ver las barricas firmadas por un montón de personajes famosos que han pasado por allí a lo largo de los años, desde Fernando Romay hasta Agatha Ruíz de la Prada. La visita continúa por un patio cordobés precioso que este año 2013 se ha llevado el primer premio en el concurso de patios y rincones típicos de la Mancomunidad de la Subbética. Mientras visitamos el patio también podemos ver las habitaciones que lo rodean que están decoradas con un gusto exquisito y muy acorde al ambiente que allí se respira. Tienen una estancia en la que podemos disfrutar de la carroza de Papá Noel y un decorado muy Navideño que les encanta a los peques. Por último, el recorrido llega a la destilería de anís para explicarnos cómo es el proceso de fabricación del mismo. Allí podréis degustar más de cinco tipos de bebidas diferentes entre las que se incluyen algunas sin alcohol para que los peques puedan realizar también su propia cata.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Nos han quedado pendientes el Museo del Mantecado, el Belén de Chocolate y el Belén y las figuras de azúcar, pero no os preocupéis porque volveremos en breve para completar nuestra visita.

Espero que os haya gustado tanto como a mi y que os animéis a ir a este pueblo tan requetenavideño.

Un besote y ¡hasta el próximo post!

Juegos de siempre: La Rayuela

Parece que el otoño se empieza a sentir y comienzan las lluvias en la mayoría de provincias de España con la consecuencia de que salir a la calle se convierte en un suplicio. Por eso hoy rescato un juego con el que todos nos hemos divertido alguna vez y que podemos hacer en casa fácilmente: La Rayuela.

RayuelaFuente: embraceyourchaos

¿Quién no ha pasado horas y horas saltando entretenido sólo o con un montón de amigos?

Además, es la excusa perfecta para que los peques pasen una tarde divertida a la vez que nosotros aprovechamos para que dejen toda su energía saltando y caigan rendiditos al llegar la noche 😉

Para los despistados que no recuerden cómo se juega a la Rayuela aquí van las reglas del juego:

Se tira la piedra al interior de la casilla 1 (siempre sin que toque los bordes). Con la piedra en la casilla 1 habrá que realizar todo el recorrido por el resto de casillas saltando sobre un sólo pie (si hay una sola casilla) o sobre ambos pies (si las casillas son dobles). Al llegar al Cielo, o casilla número 10, se descansa (apoyando ambos pies) y se comienza el recorrido a la inversa. Cuando estemos en la casilla número 2, y siempre sobre un solo pie, se recoge la piedra de la casilla 1 y se finaliza esa ronda.

Las rondas continúan igual pero arrojando la piedra en las distintas casillas de manera sucesiva, 2, 3, …

En la última ronda la piedra se arroja al Cielo o casilla número 10.

Puesto que vamos a convertir la rayuela en un juego de interior, hemos de cambiar las típicas tizas por otros materiales que no nos joroben demasiado la decoración de nuestro dulce hojar, jaja 😉

Un poco de washi tape o cinta adhesiva nos ayudará a crear nuestra propia rayuela bien mona.

Fuente: allwashitape.blogspot.com y workmamawork.com

 

Con La Rayuela, además de divertirse, los peques aprenden un montón. Por una parte aprenden los números del uno al diez, que podemos poner en diferentes colores para ayudar a que se diferencien entre sí. Además, con esta técnica también se familiarizan con los colores básicos, con lo que matamos dos pájaros de un tiro. Por otro lado, también desarrollan la motricidad gruesa (saltando y apoyándose sobre un sólo pie) que les ayudará a tener control sobre su propio cuerpo.

Con esto me despido. Espero que os haya gustado el post y que os animéis a saltar con los peques y a volver a la infancia con este juego tan divertido. ¡Hasta el próximo post!

¿Calor? … Juegos de agua para niños (Parte 2)

Ya estoy por aquí de nuevo para continuar con más juegos refrescantes para los peques. ¿Qué tal os fue con la primera parte?

Vamos a descubrir algunas formas divertidas de jugar con globos de agua. Éstas son sólo algunas de las ideas que me vienen a la mente, pero si tenéis alguna sugerencia más sólo tenéis que compartirla con nosotros en los comentarios. ¡Allá vamos!

9. Atrapa el globo. Los niños se pasan el globo unos a otros como si de una pelota se tratase y sin que éste caiga al suelo. Una variante sería untar las manos de los niños de jabón para que atrapar el globo sea más difícil.

10. Globos yo-yo. Para convertir un globo de agua en un yo-yo sólo tenemos que atarlos de una goma elástica y ¡a jugar!

Yo Yo con globos 4

Yo Yo con globos 1

11. Rueda el globo. Es una carrera en la que el globo debe ir rodando por el suelo. Gana aquel que llegue primero a meta con el globo en perfecto estado.

12. Globos Angry Birds. El juego sale de la pantalla para refrescar nuestro verano. Llena los globos de agua y pinta en ellos caras de enfado a modo angry birds. Dibuja sobre el suelo con tiza a tus cerdos (son tus enemigos en el juego) de diferentes tamaños. Ahora sólo queda lanzar los globos contra los cerdos para destruirlos. A mayor tamaño del cerdo más cantidad de globos necesitaremos lanzarle.

13. La búsqueda. Esconde varios globos de agua. El juego consiste en ver quién encuentra el mayor número de globos y los deposita en el cubo sin que se rompan.

14. Guerra de globos de agua. ¿Quién terminará más mojado?

15. Globo-piñata de agua.

Espero que os animéis y no dejéis ninguno por probar.

¡Hasta la próxima!

Fuente: fantasticfunandlearning.com; localfunforkids.com; notimeforflashcards.com; scraphappyheather.blogspot.com.es;

¿Calor? … Juegos de agua para niños (Parte 1)

Se nos está acabando el veranito y llega el momento de exprimir los últimos días de calor. ¿Qué mejor que con unos juegos acuáticos para los peques? Aquí tenéis unas cuantas ideas para refrescar y divertir, ¿preparados? ¡Comenzamos!

NOTA: Es importante que os hagáis con un buen arsenal de globos de agua porque la batalla estará servida.

1. Carreras de cucharas con globos de agua. Sólo tenéis que llenar pequeños globos de agua. Los niños sujetan la cuchara con la boca y sobre ésta se colocan los globos. El primero en llegar a la meta con el globo intacto será el ganador.

2. Lanzamiento de globos de agua. Para esta actividad es necesaria una cubeta y un mínimo de dos personas. Mientras uno lanza el globo de agua el otro debe intentar darle caza con la cubeta. Otra variante sería intentan encestar los globos de agua en la cubeta como si de baloncesto se tratara.

3. Carreras de globos en equipo. Los niños se unen por parejas. Deben tener las espaldas pegadas y cogerse por los brazos. Se trata de colocar un globo lleno de agua entre ambos niños (en sus espaldas). Los peques deben transportar los globos hasta un cubo situado en otro extremo y depositarlo allí sin que se reviente. El equipo que consiga mayor número de globos intactos será el ganador.

4. Revienta globos. Damos un globo de agua a cada uno de los chicos. Deben correr hasta un lugar determinado, sentarse sobre el globo, reventarlo y volver corriendo hasta la meta. El ganador será el primero en llegar.

5. Vacía esponjas. Se necesitan dos esponjas de gran tamaño (por ejemplo una de lavar el coche), dos cubos llenos de aguas y dos frascos vacíos. Formar dos equipos. El juego consiste en intentar pasar la mayor cantidad de agua posible desde el cubo hacia el frasco usando sólo la esponja. Cuando el juego comienza el primer miembro de cada equipo moja la esponja en el cubo de agua, la pone en su cabeza y corre hacia el frasco que está en el otro extremo del área de juego. Exprime el agua en el frasco y vuelve corriendo para pasarle la esponja a su compañero. El primer equipo que llene la jarra gana.

6. Vacía esponjas II. Una variante del juego anterior es situar a los niños en fila uno detrás de otro. El cubo con agua estará delante del primer niño y el frasco vacío detrás del último niño. El niño que encabeza la fila mojará la esponja en el cubo y se la pasará al segundo por encima de su cabeza. El segundo se la pasará al tercero por debajo de las piernas, y así sucesivamente hasta que la esponja llegue al último niño que la vaciará en el frasco y correrá con ella para situarse en cabeza de fila. Se trata de continuar con la misma dinámica hasta llenar el frasco de agua.

Fuente imagen: www.flickr.com/photos/jeff_kontur/2067086803/

7. La esponja/patata caliente. Los niños se sientan en círculo y se pone una música de fondo o se canta una canción. Se moja la esponja. Se trata de pasar la esponja de un niño a otro lo más rápido posible mientras suene la música. Cuando la música pare el niño que tenga la esponja en las manos podrá apretarla para vaciar el agua sobre él mismo o sobre el niño que quiera.

8. Persecución con esponja. Se elige a un niño (el jefe) para que lleve la esponja mojada. El jefe tendrá que perseguir con la esponja a los demás niños hasta conseguir mojar a uno de ellos. El mojado será el nuevo jefe y el juego comenzará de nuevo.

Fuente: ministry-to-children.com